¡Aún sigo aquí!

Sí, aunque volví de Newcastle hace meses, no he pasado mucho por el blog... estoy teniendo una temporada bastante ajetreada, ¡pero todavía sigo aquí! Podéis encontrarme en Twitter mientras preparo contenido nuevo para el blog y publico las entradas que estaban en borradores.

¡Nos leemos!

viernes, 3 de julio de 2015

El canto del cuco

 
Título: El canto del cuco
Título original: The Cuckoo's Calling
Autor: Robert Galbraith
Género: Policíaca
Año de publicación original: 2013
 Fecha de esta edición: 2013
Editorial: Espasa
ISBN: 978-84-670-4039-5
Sucedido por: El gusano de seda
Saga: Cormoran Strike
557 páginas

Sinopsis de la contraportada
Una joven modelo con problemas emocionales cae desde su balcón de Mayfair en plena noche. Su cuerpo yace en la calle nevada. Todo el mundo asume que ha sido un suicidio, excepto su hermano, que cont rata los servicios del investigador privado Cormoran Strike para que se encargue del caso. Veterano de guerra con secuelas físicas y psicológicas, la vida de Strike es un desastre. El encargo le da cierto respiro económico, pero cuanto más profundiza en el complejo mundo de la modelo, más oscuro parece todo y más se acerca Strike a un gran peligro. Un elegante misterio impregnado de la atmósfera de Londres, desde las calles más selectas de Mayfair hasta los pubs ocultos del East End o el bullicio del Soho.
"Qué fácil era sacar provecho de la inclinación de una persona por la autodestrucción, qué sencillo impulsarla a la no existencia y, después, alejarse, encogerse de hombros y decir que había sido el inevitable resultado de una vida caótica y catastrófica"

Creo que, pese a que hubiera desconocido quién escribió realmente esta novela, habría acabado llegando a mis manos. Cuando salió en España, algunas personas que la leyeron me la recomendaron, porque pensaban que me gustaría (y así ha sido). De esa manera, habría acabado haciéndome con este libro, y estoy seguro de que lo habría disfrutado.
Tengo que admitir que tenía mi ojo puesto en él desde poco después de que fuera publicado en el Reino Unido, ya que armó cierto revuelo la revelación, aparentemente no intencionada, de la verdadera identidad de su autor, un tal Robert Galbraith que había recibido críticas notablemente positivas con esta novela policíaca.
Si preferís no saber quién se ocultaba tras ese pseudónimo, os aviso que aparece en el siguiente párrafo, aunque lo he tapado: no me gustaría que, en caso de no saberlo, esta novela os interesara o dejara de hacerlo por la identidad de quien manejaba la pluma; eso podría acabar en una sorpresa agradable... o no, antes me gustaría explicarme. Os adelantaré que es una novela muy entretenida, con un misterio bien planteado y, sobre todo, me gustaría destacar a sus personajes. ¡Más detalles, abajo!

Pese a que habían elaborado una breve biografía que, además, justificaba las características del personaje principal del libro, Cormoran Strike, a alguien se le terminó escapando que en realidad era J.K Rowling quien había escrito El canto del cuco. Una de las razones que la condujeron a trabajar bajo un alias era empezar una carrera como autora de este género sin crear expectación; lamentablemente, la experiencia no duró mucho. Eso sí, las ventas crecieron como la espuma.

Al empezar esta historia, uno no puede evitar la sensación de aturdimiento ante la avalancha de medios que se hacen eco de una noticia, bastante jugosa para ellos: una persona famosa ha muerto tras caer de su balcón. En apenas unas pocas páginas que hacen de prólogo, el lector capta el revuelo que se produce alrededor del suceso, el tratamiento que se le da y la conclusión de la investigación policial.
Sin embargo, es Robin Ellacott el personaje que pone en contacto por primera vez a los lectores con el detective Cormoran Strike, a quien se encuentra de manera algo brusca. Strike, en una situación personal realmente complicada que a partir de ahora le obligará a dormir en su propio despacho y acosado por las deudas, no recibe con mucha alegría a su nueva secretaria temporal, y menos tras su primer y accidentado encuentro. Pero su día no acaba ahí: la llegada de un nuevo cliente, John Bristow, lo cambia todo y promete poner sus cuentas un poco más en orden. Debido a cierto conocido en común que tuvieron hace décadas, Bristow quiere contratar al detective para que revise el caso de su hermana Lula Landry, supermodelo de la que se dijo, finalmente, que se había suicidado. Bristow no se cree que esa fuera la verdadera causa de la muerte y, además, existe material que le hace sospechar.

Galbraith (mantendré el pseudónimo, aunque no tenga mucho sentido) nos ofrece una entretenida historia narrada en pasado y tercera persona. Aunque existen dos puntos de vista, el de Robin y el de Cormoran, predomina el de este último, que es el protagonista indiscutible.
Strike es un personaje con un pasado elaborado, una situación personal compleja y una familia inusual. Pese a las experiencias que ha vivido, no es como imaginé cuando me enteré de la existencia de esta novela: no estoy seguro de por qué, pero lo supuse más oscuro, terco y misterioso. Sin embargo, me he encontrado con una buena y avispada persona; algo peculiar y en un momentto complicado de su vida, eso sí.

Robin, coprotagonista con un papel más reducido pero también fundamental, es una joven recién prometida en busca de trabajo que acaba realmente ilusionada al descubrir que su empleo provisional consistirá en ser secretaria... ¡de un detective! Pese a que, al principio, Strike y ella no congenian mucho, poco a poco va naciendo un aprecio mutuo por los métodos y la forma de ser del otro realmente entrañable.
A parte de ellos, existe una notable lista de personajes muy bien caracterizados, con comportamientos que les hacen diferenciarse claramente de los demás. Quien escribe tras Galbraith ha sabido ofrecer variedad sin repetirse, y eso es algo que me gustaría destacar. Idiosincrasias, gestos, rasgos...
Debo señalar que, en alguna que otra ocasión, oímos más veces hablar sobre un personaje que verlo de primera mano, y se puede llegar a construir un perfil que el lector no puede dar como concluyente. No lo estoy señalando como una pega, este hecho se acerca a lo que podría pasar en la vida real. ¡Como Strike, nosotros tampoco tendríamos tiempo de exprimir gota a gota a cada testigo! Lo pongan más o menos fácil las circunstancias...

En cuanto a la trama en sí, El canto del cuco nos presenta una historia cautivadora con un misterio bien desarrollado y que atrapa, aunque debo insistir en que, sobre esto último, sus personajes juegan un papel importante. Pese a su extensión, la novela no se me hizo pesada en ningún momento: cada fase de la investigación resultaba amena y no falta de interés o verosimilitud; y, si no, algún personaje estaba ocupando al lector con sus explicaciones y peculiaridades.
Además de dibujar bien a sus personajes, Galbraith también es detallista a la hora de describir las zonas de Londres por donde se mueven sus protagonistas; no obstante, en ningún momento me resultó agobiante ni pesado.
Tampoco desaprovecha la oportunidad de criticar, en cierta manera, sórdido mundo de los famosos que ocupan la llamada «crónica social»; la hipocresía que se puede encontrar en esas esferas.

En conclusión, se podría decir que Robert Galbraith se ha internado con buenos resultados en el mundo de la novela policíaca con una novela notable, un misterio bien desarrollado y resuelto, sin «momentos de inspiración» que lleven a su espontánea solución, sino razonado y coherente con todo lo leído; y una serie de personajes ricos (no en el sentido económico, aunque alguno hay) por los que da gusto continuar la historia. Vale, no es el colmo del género policíaco, pero este libro está realmente bien.
Como evolución, también es destacable, y me voy a mojar un poco más aunque la identidad ya la conozcáis: el cambio de registro a una literatura no dirigida a un público infantil-juvenil (dejando aparte una obra que recibió tibias opiniones) como esta lo ha llevado muy bien. En ningún momento los precedentes de quien escribe tras Galbraith suponen un lastre; en todo caso, muestran una progresión. Esta narración, ahora más adulta, el detalle, los personajes entrañables... es fácil cogerle afecto a Cormoran Strike y compañía, y el detective no tiene motivos para envidiar a ese joven mago hermano suyo... ¡ups!

¡Saludos!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¡Sois libres de comentar...! :)

... a menos que no respetéis las normas de comportamiento básicas:

1. Está completamente prohibido insultar o provocar a un usuario, ni tampoco instar a terceros a hacerlo.
2. Lo mismo se aplica a los mensajes que puedan provocar discriminación (geográfica, lingüística…), odio, violencia contra grupos o asociaciones por motivos ideológicos, religiosos/creencias, situación familiar, nacionalidad, sexo, orientación sexual, enfermedades, minusvalías…
3. No se permite hacer SPAM con publicidad de otras páginas o mensajes sin sentido.
4. Este no es un blog de descargas, así que no se deben dejar enlaces con esa temática, preguntar cómo obtener ilícitamente novelas, pedir dichas novelas por ese método...

En esos casos, el comentario sería borrado y sus autores, vigilados, pero estoy seguro de que no será necesario llegar a esos extremos ni mucho menos ;)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...